El equipo de Frank Kudelka, fiel a su est

ilo, saldrá a jugarle de igual a igual al Xeneize. Y puede dar que hablar, por estas razones (y más).

1. El hambre de partidos importantes

El Matador tiene jugadores que la vienen peleando de abajo y quieren hacer un gran partido en un escenario "groso" como es la cancha de Boca. ¿Un ejemplo? Guido Herrera, que hasta no hace mucho jugaba en el Torneo Federal "A". Esa hambre puede hacer diferencia. Todas las miradas del fin de semana futbolero estarán en Talleres, que quiere dar el golpe.

2. Los desacoples de Boca

Si bien es cierto que es el puntero, los partidos en el verano demostraron que Boca no es un cuco ni mucho menos. Sufre mucho cuando lo atacan y ya lo demostró Aldosivi, como así también Banfield. Será clave para el Matador y para un DT de gran sabiduría como Kudelka, explotar esos puntos flojos del equipo de Barros Schellotto.

3. La experiencia del "Cholo" Guiñazú

El símbolo de Talleres sabe y conoce muy bien este tipo de partidos, contra rivales poderosos y en campos difíciles. Por eso será importante que la "T" se apoye en el "Cholo" Guiñazú como líder espiritual y futbolístico. Si hay alguien que sabe jugar estos partidos, es el "Cholo".

4. El talento de "Bebelo" Reynoso

El ahora número "10" de Talleres sabe que tiene ante sí un partido que puede ser consagratorio. Jugar en la cancha de Boca y tener espacios, puede darle lugar para jugar y demostrar lo que sabe con su zurda.

5. El equilibrio defensivo (y mental)

Una de las grandes virtudes del equipo de Kudelka es lo que sostiene y forma de mitad de cancha hacia atrás. Una de las armas para "sobrevivir" en la Bombonera para el equipo de barrio Jardín será que funcione (y muy bien) su sistema defensivo. "Va a ser un juego donde va a tener mucha preponderancia la situación mental de cada equipo", avisó Kudelka.